Mi nombre es María Antonieta Pirand. Soy guionista, directora, locutora, productora, jefa de prensa de la Fundación Rómulo Gallegos y presidenta de Pirand Entertainment LLC.

A continuación, les contaré, como empezó mi vínculo emocional con Venezuela y el arte.

Nací en Polonia, así que no soy venezolana de orígen, pero sí, de corazón.

Desde muy temprana edad, descubrí mi inclinación por las artes interpretativas. Me propuse estudiar actuación en México… Las cosas no sucedieron de la manera, como las planeé.

Recuerdo perfectamente la sorpresa que me llevé, cuando recibí una invitación de parte de mis amigos. Ellos vivían en Caracas e insistían que pasara una temporada en su casa. Acepté y me fui de viaje…

Créanme que nunca me imaginé que éste sería el comienzo de mi amor incondicional y gran fascinación por Venezuela…

Los venezolanos son personas amables, cálidas, nobles y de buen corazón.
Nunca me he sentido como una extraña.

Habían diferencias geográficas, culturales y de idioma, pero cuando tenemos determinación tan grande, como la he tenido yo, todo es posible. Muchas veces nos ponemos límites y lo que deberíamos de hacer es ser exigentes con nosotros mismos.

En Venezuela hice grandes amistades, allí pasé los meses más felices de mi vida.

Tomaba clases de guión de la mano de Valentina Saa y de dirección de actores del Maestro César Bolívar.

Lo que me llamaba la atención era la sorpresa con la cuál la gente me miraba. Les parecía extraño que una europea fue a estudiar a Venezuela- al tercer mundo, como varias personas solían decir.

Al tercer mundo? No lo podía creer. Venezuela a nivel cultural estaba en ese entonces mil veces mejor que Polonia y otros países de la Europa del este.

Lamentablemente, llegó un momento, cuando me tuve que ir. La falta de artículos básicos en las tiendas y una gran inseguridad en el país finalmente me obligaron a tomar esta decisión.

Ahora me arrepiento de no haberlo hecho después, pero en ese entonces no supe vencer el miedo y me cuesta reconocerlo.

Así que con el corazón roto, abandoné el país que me ha dado tanto. Tuve que empezar de nuevo. El regreso a Europa resultó ser demasiado complicado. Yo, con mi mente abierta y creativa, latina de corazón, no me podía volver a adaptar, me sentía mal en una sociedad cerrada, llena de prejuicios.

Recuerdo los enormes centros comerciales, teatros y cines que ofrecían unos excelentes espectáculos y películas respectivamente.

Me di cuenta que el venezolano común y corriente no cree en sí mismo, no se valora como ser humano.

La causa de ese estado pude observar más tarde. Muchos venezolanos, no raramente grandes profesionales, tienen unas faltas enormes en su educación. El mayor problema aparece por supuesto con la clase baja.

Seguido encuentro personas que me dicen:
«Pero hoy en día no existen clases sociales».

Mentira! Existen y existirán siempre, por eso si no somos representantes de la alta sociedad, la única forma de ser exitosos es a través de la buena impresión que creamos a nuestro alrededor y para dar esa buena impresión es indispensable contar con una excelente educación e imagen intachable.

Siempre pensé que es importante entender que la inteligencia debería de ser considerada como un mérito y privilegio. No somos marionetas en manos de aquellos que intencionalmente quieren cerrarnos los ojos.

A ésta reflexión llegué muchos años después de estudiar en Venezuela.

Añoro aquella época y los amaneceres caraqueños. Que bendición estar día a día en contacto con tanta belleza!

Caracas está rodeada de montañas y muy cerca de la ciudad, a 40 minutos aproximadamente, se encuentran playas hermosísimas y podemos sentir la brisa del mar.

Me quedé allí por mucho tiempo, por motivos profesionales y personales. Allí escribí mi primera telenovela e hice muchísimas entrevistas a varias personalidades del medio artístico.

Disfruté al máximo el teatro y la música venezolana.

Conocí la cultura del país, como la mayoría de los venezolanos no lo ha hecho nunca.

Busqué opciones alternativas y decidí darme otra oportunidad y me vine a vivir a los Estados Unidos.

Cuando estoy en Miami, rodeada de tanta gente hermosa, me siento casi como en mi amada Venezuela.

Una vez más creí en mis posibilidades y empecé a tomar clases de locución. Ya soy locutora y productora de un espacio de entretenimiento, en la radio. Se llama Cuando habla el corazón.

Está transmitido por Pangea Fm y contiene los siguientes segmentos:

  • actualidades del mundo del espectáculo
  • entrevistas a personalidades del medio artístico
  • recomendaciones de la cartelera teatral, libros y conciertos.
  • Todo esto acompañado de la música romántica…

He tenido el privilegio de entrevistar a artistas conocidos internacionalmente, como: María Antonieta de las Nieves «La Chilindrina», Carmen Flores, Vikki Carr, Libertad Leblanc, Lupita Ferrer, Irma Dorantes, Sherlyn, King Clave, Eduardo Serrano, Ignacio López Tarso, Carlos Almenar Otero (q.e.p.d), entre muchos más.

Seguido invito a talentos jóvenes, con el fin de promocionar su arte.

Y cómo creen?

El dueño de la emisora es venezolano, igual que muchas de las personas que trabajan allí. A finales del año 2018, fui distinguida con la estatuilla por mi trabajo en la radio.

Ya en Miami, terminé de escribir mis telenovelas: «Si tú te atreves» y «Más allá del infinito».

Soy guionista de la serie biográfica sobre la vida de María Antonieta- la última reina de Francia.

Además, escribí un monodrama basado en esa serie, múltiples programas documentales de diferente temática, artículos, cuentos y notas de prensa.

Participé en varios concursos nacionales e internacionales de literatura, declamación y canto.

Fui entrevistada en programas de radio y televisión, en España y Miami.

Seguiré trabajando incansablemente, con creatividad y entusiasmo.

Siempre hay nuevos objetivos que lograr y el límite es el cielo…

También en Miami, la vida me tenía preparada otra sorpresa: pude tomar clases de canto de la mano de Gioconda y el Maestro Carlos Almenar Otero (ya fallecido)- también venezolanos.

Es notorio mi vínculo con ese país. También tuve el honor de formar parte de la exposición Un viaje a las estrellas (realizada en Barquisimeto). Allí mi amiga y la talentosa pintora, Paola Reyes, presentó mi retrato (entre el de Leonardo Padrón y Leticia Huijara). Un verdadero honor!

Ya les dije que con Venezuela tiene que ver una gran parte de mi vida privada.

Una vez, nos fuimos con mi amiga, la actriz María Cristina Lozada y su familia a la Gruta de la Virgen de Betania.

Allí sucedió un milagro. Cuando Le pregunté a la Virgencita, si consideraba que lo que estaba haciendo era correcto, si había tomado buenas decisiones en mi vida, me aparecieron tres mariposas: dos azules y una amarilla. Fue el símbolo de la protección de la Virgen, según nos explicó un señor que trabajaba allí.

Cómo no adorar a Venezuela?!

Sólo puedo estar agradecida a ese bello país y a la gente que se ha portado de maravilla conmigo.

Como ya saben, en los Estados Unidos emprendí nuevos proyectos, pero sentí mucha nostalgia y nada de lo que hacía, me llenaba de satisfacción.

Creí que necesitaba algo más importante…

En ese entonces, decidí abrir una empresa, en Miami.

Quise dedicarme a la producción de conciertos y eventos culturales.

Y precisamente así nació Pirand Entertainment.

Siempre me agradaba trabajar por mi cuenta. Soy una persona muy disciplinada y eso me ha ayudado en la vida.

Además, con tantos contactos y grandes amistades en el medio artístico, nunca van a faltar proyectos hermosos y ambiciosos por realizar.

Mi vida inspiró a varios escritores

PARA TI AMADA MARIA ANTONIETA 1.550
Glosa

En ancas del corazón hoy mi humilde pluma vuela para rendirte homenaje de la forma más sincera recibe lo que mereces amada Maria Antonieta por tu pureza infinita y tu casta de guerrera

Desde hacía mucho tiempo quería hacerte un poema y tengo que celebrarlo ya que se acabó la espera pues por pedirlo Paola tu querida compañera en ancas del corazón hoy mi humilde pluma vuela

Para de una inmensa lista agradecer tu nobleza, decir cuánto te admiramos por tu calidez eterna que nos robó el corazón ya que tú eres hoy su dueña, para rendirte homenaje de la forma más sincera

Pues el velo que los cubre no causa en tus ojos mella ya que ves con los del alma preciosa y digna doncella a Cristo lo que es de Cristo y al César lo que es del César recibe lo que mereces amada Maria Antonieta

Ya que viajas por el mundo, sin cesar ave viajera y por doquiera que pasas dejas tus hermosas huellas por tu amor a los demás que lo entregas sin reserva, por tu pureza infinita y tu casta de guerrera.


Venancio Castillo
Cantante-Escritor
"Con el permiso de Cristo el Poeta del Amor"
Miembro Sacven. Caracas-Venezuela